Imprimir

Albóndigas Veganas Estilo Ikea

4.9 de 19 puntuaciones

Esta receta está inspirada en las albóndigas de Ikea, aunque nuestra versión es más saludable y no tiene aditivos. Son más ligeras porque están horneadas.

Ingredientes

Scale
  • 1/2 taza de guisantes congelados (60 g)
  • 1/2 taza de maíz congelado (80 g)
  • 2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
  • 1/2 cebolla troceada
  • 1 zanahoria troceada
  • 1/2 pimiento rojo troceado
  • 2 puñados de kale o col rizada (40 g)*
  • 400 g de garbanzos de bote o cocinados (14 oz)
  • 1 cucharadita azúcar integral o de coco
  • 1 cucharada de orégano
  • 1 cucharadita de ajo en polvo
  • 1/2 cucharadita de pimentón. El nuestro era picante, pero podéis usar pimentón dulce
  • 1 cucharadita de sal marina
  • Pimienta negra molida al gusto
  • 2 cucharadas de levadura nutricional o levadura de cerveza (opcional)
  • 1 y 1/2 tazas de harina de avena o copos de avena triturados (180 g)**

Instrucciones

  1. Cocinamos los guisantes y el maíz congelado siguiendo las instrucciones del paquete.
  2. Echamos el aceite en una sartén y salteamos a fuego medio-alto la cebolla, la zanahoria, el pimiento rojo y la col rizada durante unos 5 ó 10 minutos.
  3. En un procesador de alimentos echamos los garbanzos, los guisantes, el maíz, las verduras salteadas y el resto de ingredientes salvo la harina de avena. Batimos durante unos segundos.
  4. Echamos la harina de avena y volvemos a batir hasta que estén todos los ingredientes integrados.
  5. Precalentamos el horno a 200ºC ó 390ºF.
  6. Mientras hacemos bolitas con nuestras manos. A nosotros nos salieron 32.
  7. Horneamos las albóndigas en una bandeja o recipiente para horno durante unos 30 ó 40 minutos. El tiempo puede variar en función de cada horno y de lo hechas que os gusten las albóndigas.
  8. Servimos las albóndigas con nuestra salsa preferida. Nosotros solemos usar salsa de tomate o salsa marinara. Esta vez las servimos con espaguetis, salsa de tomate y albahaca fresca picada.
  9. Podéis recalentar y congelar las albóndigas sin ningún problema.

Notas

* Si no encontráis kale o col rizada, usad espinacas.
** Si utilizáis copos de avena con un contenido en gluten menor de 20 ppm ó 20 mg/kg, será una receta apta para celíacos como indica el reglamento CE 41/2009. De todas formas, las personas con sensibilidad intensa al gluten pueden presentar síntomas por debajo de las 20 ppm, así que deberían tener en cuenta su nivel de tolerancia.